Un árbol truncó los sueños del soldado cantante

1
91

Al mediodía del 8 de mayo, en las instalaciones de la Brigada XVII del Ejército Nacional en Carepa, en el sector que conduce de la Plaza de Armas al Rancho, cuando un pelotón estaba formando para ir a almorzar intempestivamente un árbol colapsó y les cayó encima.

Como resultado murió el soldado José Luis Gómez Rodríguez de 18 años de edad y otro militar resultó herido, pero al cierre de la presente edición estaba fuera de peligro.

Más de 20 soldados auxiliaron a los compañeros que quedaron atrapados entre las ramas.

Los soldados heridos fueron atendidos en la Clínica Panamericana de Apartadó, en donde minutos más tarde falleció Gómez Rodríguez. A las 4:00 de la tarde le reportaron la fatalidad a los familiares.

El comandante de la Brigada XVII de Carepa, coronel Carlos Alberto Padilla Cepeda, lamentó el suceso y se solidarizó con las familias afectadas.

LLEGA CON TIJERAS EN LA MANO Y TERMINABA CANTANDO 

José Luis nació en Apartadó, se crió al lado de la mamá y dos hermanas, terminó el bachillerato en el colegio La Paz de esa localidad, desde niño le gustó cantar, se capacitó en academias de música y visitaba con frecuencia La Ciudadela Puerta del Sol para practicar. Cantaba música romántica, enamoraba al público con su voz, le cantaba a su mamá Patricia Rodríguez y le daba besos porque era el motor de su vida.

Cada vez que participaba en concursos de canto lograba estar entre los finalistas.

Amigos del barrio Policarpa, cerca de donde residía, le enseñaron a motilar, se capacitó y logró conseguir recursos económicos y participó en jornadas de salud y belleza del Ejército Nacional en corregimientos de la Región, llegaba con tijeras y máquinas en la mano, pero terminaba cantando.

LO MOTIVARON A SER SOLDADO

Después de las presentaciones que tuvo con el Ejército en octubre y noviembre del año pasado, algunos oficiales lo invitaron para que se alistara en esa institución y el 2 de febrero de este año ingresó a prestar el servicio militar.

Todos los domingos visitaba el barrio, llegaba a la casa y le brindaba especial atención a la mamá: «Él le decía que la iba a sacar adelante, que era el hombre de la casa y que le daría los mejores paseos, soñaba con darnos lo mejor. No era de rumba, era sano e inteligente», dijo Solanyi Gómez, hermana.

NOTA: El papá del soldado muerto; José Manuel Gómez, fue asesinado por un grupo al margen de la ley hace 15 años.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here