Editorial | Poder turbeño

0
114

EDITORIAL | La Chiva de Urabá


Es hora de que todas las fuerzas políticas de Turbo, en cabeza de sus últimos candidatos, y el diputado Daflis Enrique Romaña, como líderes naturales, convoquen a una gran concertación política y social por el devenir de Turbo, como hacían los antiguos líderes: Regino Cerén, Sofronio Hernández, Elkin García, Pacho Sayago, Pacho Valderrama, entre otros.

Eran tiempos en que la política se hacía apegada a los ideales liberales o conservadores y desde oposición democrática o contestaría, pero predominando la sensatez después de la contienda, pues la vida social – política debía continuar, hasta que llegaron momentos duros de violencia con nefastos resultados.

Pasados esos fenómenos, la dinámica política en El Puerto tomó otros rumbos, hasta convertirse en leyenda de que gente con poder económico le apostaba a sus candidatos como si estuvieran en pelea de gallos, las campañas dejaron de ser del trapo rojo, azul o amarillo para ganar elecciones a punta de apuestas y plata.

Esos intereses fueron permeando la familiaridad de los turbeños hasta llegar a la rapiña politiquera de hoy, cuando todos los actores, ciegos de la ira por los miles de millones invertidos, niegan la posibilidad de mantener vivo el amor que dicen sentir por Turbo.

El Municipio podría caer en una profunda crisis política, parecida a la ingobernabilidad que vivió Carepa con siete alcaldes en un mismo periodo, por cuenta de un sector que está tratando de ganar en el Tribunal Administrativo de Antioquia lo que no pudo hacer en las urnas ni en la Registraduría: tumbar a Felipe Maturana. Si eso fracasa planean la revocatoria del mandato, y en Turbo en menos de una semana se recogen 30 mil firmas después que haya dinero para la logística, y si hay millones la revocatoria podría prosperar.

¿El que gane gobernaría sin demandas, y sin revocatorias? ¿O la guachafita continuaría?

Ojalá gane la sensatez, y quienes gobernaron controlen y dejen administrar sin fijarse en la pelusa del ojo ajeno, porque si prospera el señalamiento de sus

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here